Frente amplio opositor. Una batalla generacional

En semanas anteriores se ha platicado en demasía sobre lo que se plantea la creación del movimiento llamado Frente Amplio Opositor conformado por las corrientes dominantes del PRD y el PAN. Dicha alianza es impulsada por las dos dirigencias, Alejandra Barrales y Ricardo Anaya.

Como parte de las lecciones que dejaron las pasadas elecciones, los dirigentes se dan cuenta de que nadie, absolutamente nadie es capaz de ganar la presidencia de la república solo (ni siquiera Andrés Manuel López Obrador), es necesario crear alianzas que puedan contender dignamente. Esta idea no permea en las estructuras de los partidos, y mucho menos en los que sostienen aún parte de las bases ideológicas que fundaron al perredismo quienes afirman que no es posible que se pretenda olvidar los sexenios de Vicente Fox y Felipe Calderón en miras de ganar posiciones estratégicas.

Los ideólogos tienen su razón, y sus argumentos son en miras del pasado reciente. Los lideres morales del perredismo se niegan a irse. Anuncian que si el candidato lo pone Acción Nacional sería algo parecido a una traición a la patria que el sol azteca lo acompañase. En su lugar proponen ir a pedir negociaciones con AMLO, quien se ha apartado totalmente del perredismo y quien los insulta de ser “paleros” del PRIAN. En voz de AMLO, este Frente es la segunda edición del Pacto por México convocada por Enrique Peña Nieto que hizo posible las reformas estructurales.

La corriente detrás de la dirigencia perredista es relativamente joven, muy a pesar de algunos personajes, son parte de ese relevo generacional que cree que Izquierda y Derecha pueden convivir en la democracia y hacer intentos por lograr un gobierno de coalición. El punto a consideración crítica será el que todos anuncian; el abanderamiento del candidato ¿Quién del PAN asumirá la agenda del perredismo? ¿podrán los panistas votar por un perredista? ¿podrían hacer acuerdos para impulsar a un independiente? Aunque esta alianza ha triunfado en algunos estados, deben también ponerse de acuerdo con su estructura para mantener a las bases apoyándolos pues no faltará quién acepte correr a los brazos de la creciente MORENA a cambio de pequeños privilegios (Exclusiva para el PRD, pues muchos ven la alianza como anti-natura).

Los jóvenes dirigentes tendrán que lidiar con los intentos de rebeliones internas en cada uno de los partidos (complicado será alinear a Margarita Zavala y a Moreno Valle en torno a una figura por la cantidad de intereses económicos que traen consigo). Estamos a un año de la elección presidencial, y cada movimiento será un indicio de las estrategias para asaltar al poder.

Los seguidores de AMLO parafrasean diciendo que la alianza nació muerta pues no los unió el amor sino el espanto. Como acotación; MORENA si es un frente amplio, ahí caben todos, los arrepentidos de tanto corromper, francotiradores de la ley, aspirantes a candidaturas de algún estado, recaudadores de dinero para campañas, entre otros personajes innombrables. Atención pues, a esta pugna que antes que ideológica; es totalmente generacional.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: